Alerta de las protectoras por la compra y venta de mascotas en redes sociales

Alerta de las protectoras por la compra y venta de mascotas en redes sociales

Pese a que rige una fuerte prohibición de la venta de perros y gatos de compañía en redes sociales y plataformas digitales, distintas protectoras de animales de la provincia se mostraron en alerta por el auge que cobró la práctica durante la pandemia.

“A los caniches los venden para seguir reproduciéndolos, como si fueran fábricas, centros de producción de una mercancía donde sus bebés son un bien altamente demandado”, dijo a PRIMERA EDICIÓN Andrea Areco, secretaria de la Asociación Civil Patas a la Obra, de Iguazú.

“Por otro lado están los pitbull. Mucha gente los compra por sobre todo por la sensación de seguridad que da tener un perro guardián, pero también los usan para peleas de perros”, se indignó la mujer.

Afirmó Areco: “Por eso es muy importante que los medios de comunicación se hagan eco de estas atrocidades, porque las protectoras solas no podemos hacer nada, no podemos luchar en tantos frentes”.

Si bien, existe legislación vigente para regular el negocio de la venta de mascotas, ésta no se cumple: “El Estado (ya sea municipal, provincial o nacional) no se mete, no fiscaliza y no penaliza por eso estas cosas siguen ocurriendo”, denunció.En Argentina rige la Ley 14346 sobre el Maltrato Animal y los municipios impulsan sus propias normativas.

En Iguazú por ejemplo la Ordenanza 019/17 señala lo siguiente en uno de sus párrafos: “Está prohibida (…) la compra y venta en espacios no autorizados”. La principal razón por la cual se prohíbe esa forma de negocio es porque su comercio en visto como crueldad animal.

Si bien es cierto algunas de las personas que crían animales con el fin de venderlos se preocupan por el bienestar de ellos, hay otros a los que no les importan las necesidades básicas de la mascota sino simplemente persiguen lucro. De ahí que las leyes impulsadas al respecto buscan una regulación que, en la práctica, no existe.

Para las protectoras, otro de los grandes problemas de la venta radica en que al comprar se le niega la oportunidad a otras mascotas de ser adoptadas. La que no consigue familia queda en la calle o en el mejor de los casos, ocupa lugar en algún refugio donde ya no dan abasto.

Abandono, la contracara
Natalia, integrante de una protectora en la ciudad de Wanda, sumó al debate otra polémica: la crisis económica que en medio de una pandemia dejó a miles de familias en la lona y derivó en el descuido involuntario de sus animales domésticos.

“Asistimos con tristeza a un incremento del abandono, principalmente perros adultos abandonados e inclusive perros de raza. Eso es lo que se vio mucho en la zona en los últimos meses”, aseguró.

En cuanto a lo estrictamente comercial del tema, la joven aseguró que actualmente hay mucha oferta de tortugas y loros en las agropecuaria y algunos animales exóticos que la gente adquiere a través de mercados virtuales y los crían como mascotas. “Inclusive algunas personas traen las tortugas de agua del lago Urugua-í, a nuestra ciudad. No hay ningún tipo de control y de verdad inquieta”.

En el Refugio Protector de Animales San Roque, de la localidad del mismo nombre, una voluntaria, Meli, contó: “Nos sorprendió detectar un importante auge en la venta de mascotas en San Pedro, incluso de razas que antes no se veían en el pueblo.

Aquí las con mayor venta en el pueblo eran caniches y pitbull, pero tras los meses de encierro en las calles era demasiado notorio el cambio”, expresó con preocupación. Como contracara también se hizo mucho más evidente el abandono animal.

“Hace poquito empecé a ver perros de la raza Chow-chow y empecé a preguntar. Inclusive una joven me contó que lo adquirió por Internet a 15 mil pesos. Otra raza que se empezó a ver muchísimo en pandemia son los bulldog franceses”,contó sobre lo potenciado que está el mercado. En definitiva, todas las protectoras consultadas coincidieron en la preocupación por una posible ola de abandono que podría acompañar a la del coronavirus ya que temen que muchos animales terminen siendo abandonados una vez que la pandemia haya terminado.

10.000

como base y hasta 15 mil pesos se paga por un cachorro de raza. La compra y venta va en detrimento de la adopción.

Fuente: primeraedicion.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.