Fundación Vidanimal

19 julio 2020

No hay comentarios

Casa Noticias

El cruel “entrenamiento” que viven los elefantes usados en el turismo

El cruel “entrenamiento” que viven los elefantes usados en el turismo

Imágenes impactantes nunca antes vistas muestran el cruel entrenamiento que jóvenes elefantes soportan para ser sumisos y así interactuar con los turistas, dar paseos a personas sobre sus hombros y actuar en espectáculos.

El video puede afectar tu sensibilidad. Las imágenes muestran cuando ocho elefantes son: 

· Tomados por la fuerza de sus madres.

· Atados a estructuras de madera mientras los golpean repetidamente.

· Encadenados de sus pies. 
Exigimos una urgente evaluación de la forma en la que tratan a los elefantes cautivos. Esta evaluación debe de hacerse antes de que se reanuden las actividades turísticas que se detuvieron a causa de la pandemia del COVID19.

La realidad del turismo con elefantes

Este video encubierto expone la realidad oculta del trauma físico y psicológico del entrenamiento de elefantes que son usados en el entretenimiento turístico: Los elefantes viven una vida de horror para que los turistas tengan una experiencia de vacaciones «única en la vida».

Hay aproximadamente 2.800 elefantes cautivos que son explotados en Tailandia y que han recibido este cruel entrenamiento. Las imágenes desgarradoras se grabaron para documentar las prácticas más comunes utilizadas para quebrantar el espíritu de los elefantes. Este entrenamiento se basa en varias prácticas crueles, entre las cuales están: 

· El uso de un gancho o aguijón: una herramienta de metal utilizada para pinchar áreas sensibles

· Cadenas de metal para contenerlos. 

· Exposición frecuente a situaciones estresantes.

Esta forma horrible de tratar a los elefantes es para que estos sean los suficientemente sumisos para que así puedan interactuar con los turistas, dar paseos a personas sobre sus hombros y actuar en espectáculos. Lamentablemente, la demanda de experiencias turísticas con elefantes hace que este tipo de crueldad animal sea constante.

Baby elephant in a low welfare venue

A los bebés elefantes, como el de la foto, les espera una vida de tormentos. 

El impacto del COVID19 en los elefantes y el turismo

Mientras la industria turística se detuvo por completo durante la pandemia, al menos 85 campamentos de elefantes en Tailandia se vieron obligados a cerrar, despidiendo a más de 5.000 empleados. Los campamentos restantes aún luchan por cuidar a sus elefantes.

Muchos elefantes han tenido que caminar kilómetros a través del país a pie hasta donde viven sus dueños legales. A algunos elefantes se les ha permitido deambular bajo supervisión para que busquen alimento; ya que sus cuidadores tienen dificultades para alimentarlos.

Lamentablemente, algunos elefantes han sido transferidos a la industria maderera para realizar trabajos forzados.

Gracias a nuestros generosos donantes y organizaciones aliadas, hemos estado proporcionando fondos esenciales para 13 campamentos que son éticos y amigables con los elefantes en toda Asia para ayudarlos en este momento difícil y mantener a sus elefantes alimentados y cuidados.

Creando una industria sostenible y libre de crueldad

Exigimos una urgente evaluación de la forma en la que tratan a los elefantes cautivos. Esto debe de hacerse antes de que se reanuden las actividades turísticas que se detuvieron a causa de la pandemia del COVID19. 

Como una solución sostenible a largo plazo, abogamos por una prohibición de la cría en cautiverio de elefantes para garantizar que las futuras generaciones de elefantes se salven de este trauma. Los turistas también tienen el poder de acabar con la crueldad al rechazar las prácticas poco éticas y optando por ver a los elefantes en su hábitat natural o apoyar campamentos amigables con los elefantes.

Para la mayoría de los elefantes, no es posible volver a ser liberado en la naturaleza, por lo que un campamento amigable con elefantes es su mejor opción para vivir libres del sufrimiento. Estos campamentos trabajan en un modelo de observación segura de los animales; esto permite proporcionar trabajo y un ingreso valioso a la población local. 

En los campamentos amigables con los elefantes, los animales tienen la libertad de deambular, pastar y bañarse mientras socializan, en lugar de ser utilizados para paseos extenuantes, encadenados durante el día y expuestos al sol todo el día.

Elephants, Sow (right) greeting Jahn at the Following Giants venue in Thailand

Estos elefantes en Following Giants, en donde son libres de actuar de forma natural y los turistas pueden observarlos a una distancia segura. 

La oportunidad de construir un futuro mejor

Audrey Mealia, directora mundial de vida silvestre de World Animal Protection, dice: “Estamos en un punto de inflexión cuando se trata de nuestra relación con los animales silvestres. La industria del turismo se detuvo a raíz de COVID-19, pero se transformará, esta es la oportunidad ideal para construir un futuro mejor. Hacemos un llamado a la industria del turismo para que revise sus políticas de vida silvestre y deje de ofrecer experiencias que impliquen la explotación de animales a sus clientes. En este momento, los elefantes no se utilizan para dar paseos o espectáculos, nos gustaría mantenerlo así «.

Terminemos con el comercio de vida silvestre

La explotación de elefantes cautivos en el turismo es solo una parte del cruel comercio mundial de vida silvestre, que está infligiendo sufrimiento a millones de animales, perjudicando nuestra salud a través de la exposición a pandemias y dañando nuestros frágiles ecosistemas.

Por un futuro mejor para los animales, las personas y el planeta, todo el comercio de vida silvestre debe terminar. Ayudános a lograrlo firmando nuestra petición al G20:

Fuente: worldanimalprotection

Tags :

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *